martes, 31 de marzo de 2015

SUEÑOS INFANTILES Y VIDAS PASADAS

 El misterio de los sueños sigue siendo un universo, en ellos se expresa 
libremente el Inconsciente usando simbolismos, imágenes, mensajes, recuerdos
voces y elementos nuevos. Conocemos gente o nos reencontramos con
ellos, accedemos a lugares extraños, a veces volamos o tenemos otra edad
y otro aspecto, incluso otro estado, en los sueños podemos nacer,  morir
o renacer y la experiencia siempre nos dará el acceso a un portal.
 Habrá sueños recurrentes y esos son justamente los que necesitan ser
interpretados, alguna información importante traen consigo. 
Cuando interpretemos un sueño debemos olvidar los diccionarios, tratando
de expandir y no de cerrar su comprensión, porque soñar con difuntos por 
ejemplo es un hecho nefasto para algunos y lo consideran un mal augurio, pero 
para otras personas puede ser un verdadero consuelo. Tengamos en cuenta que el 
Inconsciente es atemporal escapando a las reglas de la conciencia vigil, por eso 
se manifiesta en escenas y situaciones "absurdas" pero analizando los elementos 
sin censuras veremos que cada uno tiene su razón de ser. 
La importancia de dormir no sólo radica en un reposo físico, también
se recicla y se vuelve a recargar la energía mental y emocional. Muchos 
autores creen que la importancia de dormir radica en SOÑAR. 

En sueños infantiles el contenido es claro, el niño que 
no pudo comer torta, sueña que la come



Pero al crecer todo se va volviendo más complejo, levantamos barreras sostenidas 
en juicios de valor, creencias y supersticiones, censuramos los deseos y los enviamos
 a la sombra del Inconsciente pero esto se vuelve a manifestar como un sueño 
absurdo. Mientras que para FREUD los sueños se relacionaban más con 
deseos reprimidos, conflictos y contenidos de la libido, para JUNG tenían 
un significado mas trascendente y universal ligándolo también al 
INCONSCIENTE COLECTIVO, de manera que las interpretaciones
pueden ser meras anécdotas vividas durante el día o pueden aportar
un conocimiento transpersonal, de otros tiempos y vidas, siendo experiencias
únicas y muchas veces extracorpóreas o proféticas. 

En este sentido hay que escuchar con atención los sueños de los niños
ellos manifestarán con total naturalidad su contenido y en muchos
casos este será revelador de una situación presente, pasada o futura. 

 EL NIÑO VIVE LITERALMENTE EL SUEÑO 

De manera que si notamos en él un contenido extraño y recurrente 
prestaremos especial atención, porque esa información es real. 

Uno de los casos más conmovedores fue sin duda el de Jenny Cockell


Esta mujer británica desde pequeña padecía de intensas pesadillas,
en ellas soñaba que era otra mujer Mary Sutton que había muerto dejando
a sus 8 hijos a merced de la brutalidad del padre. La angustia por viajar 
a ese pueblo cuyas imágenes venían a su mente y por reunir a esos hijos fue
creciendo con los años. Ya casada y con dos hijos se somete a una Terapia
Regresiva, puede visualizar el acta de matrimonio y así reúne todos los 
elementos del rompecabezas, que le hacen posible viajar a ese pueblo de Irlanda.
 Algunos de los hijos sobrevivientes reconocen en Jenny
a su madre fallecida en octubre de 1932 Mary Sutton.

Otro caso más reciente es el protagonizado por RYAN 


A la edad de 4 años se despierta angustiado por sus pesadillas, pidiéndole
a su madre que lo lleve a "casa" en Hollywood. Le describe anécdotas de viajes
y de estrellas de cine, de Broadway con minucioso detalle. Noche a noche
se repiten las pesadillas, hasta que buscando en fotos de Hollywood Ryan
señala a una en especial, asegurando que ese actor era él. La foto era
la de una escena de la película "Night, after Night" de 1932 y el hombre
en cuestión era el fallecido actor y bailarín llamado Martyn.
La madre decide consultar con un Psiquiatra Jim Tucker quien lleva
una casuística de 2500 casos y en Terapia de Regresión Ryan da detalles de
su "vida" sus hijos y esposas y hasta de su muerte ocurrida en 1961. 
Todos los datos coinciden. 

No es necesario creer o no creer en vidas pasadas ni en la reencarnación
pero si es necesario saber que el niño que padece estos fenómenos sufre
que necesita ser tratado con afecto porque hay una delgada línea que lo
separa de la locura. Una de las investigadoras que más ha avanzado sobre
este tema es sin duda CAROL BOWMAN que sugiere tener en cuenta
al menos estos elementos. 

1- Los sueños de vidas pasadas siempre son pesadillas, no hay que confundirlos
con terror nocturno, estos se manifiestan alrededor de los 2 o 3 años,
pero las pesadillas de vidas pasadas alrededor de los 4 o 5 años de edad.

2- REALISMO Y COHERENCIA, la calidad del sueño es muy vívida
y deja una huella profunda en la memoria, de manera que el niño o niña
lo contará en forma coherente, realista y con detalles.

3- REPETICION muchos sueños de vidas pasadas se repiten o se
interrumpen en el mismo punto. Otros pueden ser una imagen fija, a
veces a medida que el niño crece disminuyen. 

4- SENTIRSE OTRA PERSONA, es común en este tipo de sueños
tanto en apariencia como en edad y sexo, Bowman habla de casos de
xenoglosia nocturna, es decir hay casos en los que el soñante puede hablar
en otros idiomas. 

Otros elementos son el efecto "piel de gallina" que muchas veces produce
el relato del niño en el adulto, quien ve en el una especie de "transformación"
que incluye cambios en los tonos de voz, gestos, expresiones y hasta en el
 idioma, estos cambios se expresan naturalmente mientras dure el relato.




No hay comentarios:

Publicar un comentario