lunes, 22 de mayo de 2017

ESPARRAGOS

Además de ser un plato valorado por su peculiar sabor el 
espárrago es un excelente antioxidante que retrasa el
envejecimiento precoz, activa la digestión por su alto
contenido en fibra, regula la digestión incrementando
la provisión de bacterias benéficas en el intestino,
es antinflamatorio, diurético y hasta se está
investigando su acción para la prevención de
enfermedades neurodegenerativas.


El agua de cocimiento de los espárragos puede ser
bebida si se necesita un efecto diurético, ligeramente
laxante y depurativo. También si hemos comido en
exceso porque facilita la digestión y activa la
normal función de los riñones.

En tiempos remotos se utilizaba el cocimiento 
de sus raíces para aliviar malestares nerviosos
como palpitaciones, excitación e insomnio.
Se creía que el espárrago activaba a las
personas tristes o prevenía estados
de melancolía.

Aconsejable también para las embarazadas
ya que es rico en ácido fólico y anémicos ya que 
contiene altas cantidades de vitaminas del
complejo B.

Es preferible consumirlo al vapor antes que
hervirlo, si está disponible en tu zona de
residencia puedes consumirlo así, si es de
difícil acceso puedes prepararlo como jarabe.

JARABE DE ESPARRAGO

Jugo de espárragos    500 c.c.
Azúcar       cantidad necesaria

A baño María y con fuego corona se van mezclando
los ingredientes con cuchara de madera.
El azúcar se va agregando lentamente, al alcanzar
el punto de saturación (como si fuese un almíbar)
se termina la cocción.
Se deja enfriar y se envasa en frasco oscuro,
si estás en una zona fría puedes guardarlo
lejos de la luz y las fuentes de calor, de lo
contrario va a la heladera.

Lo ideal es consumir entre 3 o 5 cucharadas
por día disueltas en té o en un vaso de agua. 





jueves, 4 de mayo de 2017

La LLORONA

La Llorona es un mito que recorre buena parte (si no toda) Latinoamérica y que, en gran medida, se solapa con el de la Viuda, lo cual hace muchas veces imposible distinguirlos. Asimismo y de acuerdo con el lugar, cambia de denominación. Algunas de las más conocidas son: La María Pardo, La Turumana y la Sayona.
Su versión más difundida en la Argentina la presenta como una mujer totalmente vestida de blanco que, carece de rostro y por lo general también de pies, se desplaza sobre la tierra sin tocarla. Anda siempre gimiendo en la noche y es de allí que toma su nombre. Su llanto anuncia desgracia y los perros enloquecen cuando la escuchan. A veces se acerca a una casa, llevando la enfermedad a los sanos y la muerte, a los enfermos. Suele cargar con los que encuentra en su camino, con el objetivo de quitarles la vida o enfermarlos. Para combatirla y hacerla retroceder se debe alzar la cruz de un cuchillo o un crucifijo de plata.


En México se la caracteriza como el fantasma de una mujer que ahogó a sus hijos, luego se suicidó y en los momentos en que se la escucha gemir es porque sale a buscar a sus niños en el curso de los ríos. Dicen que en sus gemidos se pueden distinguir las palabras: "¡ Ay, mis hijos !".
También en el mismo país se la asocia con la Malinche, indígena y amante favorita del conquistador Hernán Cortez, a quien sus hermanos aborígenes tienen por traidora. En este caso, el mismo grito de "Ay mis hijos" sería proferido por el fantasma de la Malinche que vaga por la eternidad llorando por los actuales mexicanos frutos del mestizaje que ella ayudó a crear.
En Colombia, la llorona aparece como una mujer vestida con una túnica raída y sucia, de rostro cadavérico, greñuda, de ojos enrojecidos por el llanto y con un niño muerto en sus brazos que en las noches de luna llena asusta en las quebradas y riberas de los ríos con su llanto desgarrador y macabro y, eventualmente, hasta puede aparecerse en los pueblos. En medio de sus lloriqueos se la oye gemir:
"Aquí lo eché, aquí lo eché, ¿dónde lo encontraré?" reprochándose, al igual que su versión mexicana, su filicidio.
También en Costa Rica se la asocia con la imagen de una mujer que transita por las márgenes de los ríos con un aspecto miserable y llorando.

Inventario de Criaturas Fantásticas
Basiliscos, Aluxes, Mulánimas, Elfos y otros Seres Fabulosos.

Rosa Gómez Aquino

martes, 2 de mayo de 2017

ENGAÑA


....frente al ventanal
nos pusimos a jugar
a decirnos la verdad
que más engaña

saber......


...ya no confiaba despertar...


GUSTAVO ADRIAN CERATI

BOCANADA

NO TE CREO


" Hace tanto que es lo mismo
escucharte.....
esperando algún domingo

que nos calme .......

No hace falta tu cinismo
yo soy parte
y también soy el que parte

a Nuevos Rumbos


Sé que dices la verdad
la conozco
y te conozco

NO TE CREO:::::"



SIEMPRE ES HOY

GUSTAVO ADRIAN CERATI

ORZUELO, la sangre en el ojo

Claramente para toda patología, síntoma, infección, inflamación o dolor
 hay una explicación que concierne al ámbito de la medicina. 
De manera que, si te sale un orzuelo lo mejor es que consultes
al médico sin vacilar. El sabrá informarte sobre esta inflamación
y te indicará o no un tratamiento acorde, te hará alguna
observación sobre el contagio o sobre lo que uses 
habitualmente en tus ojos, etc.

Eso por un lado, pero sin descuidar el otro aspecto
el emocional.


A simple vista la persona parece haber recibido un golpe.
Los párpados están hinchados, la piel enrojecida, el
campo visual se reduce haciendo a veces que el ojo
prácticamente se cierre.

La sensación es irritante, molesta, limitante.

¿ Porqué se produce un orzuelo ?


Tal vez sienta que tengo la sangre en el ojo
que hay ira, rencor, he visto algo que me resisto
a ver, algo que juzgo sucio o injusto.

Si afecta al lado derecho estará relacionado con una
situación que involucra a un hombre, padre, marido,
hijo, novio, amigo, etc.

Si afecta al lado izquierdo posiblemente tenga una
historia con mi madre, hermana, cuñada, tía,
hija, amiga, etc.

La cosa es que los tejidos se inflaman a tal punto
que necesitan retener algo de líquido para reducir
el intenso calor que se produce,  puede
convertirse o no en pus, depende de otras variables.

Teniendo siempre en cuenta el aspecto clínico de la
cuestión, no descuides el emocional.
Si el síntoma persiste o es recurrente hazte la
pregunta.......


¿ Qué cosa te resistes a ver ?
¿ Qué ves que te moleste tanto ?
¿ Qué situación es juzgada por tus ojos con ira ?


Hora de evaluar si la situación amerita el sufrimiento pasivo
o si reclama liberarse de las emociones que provoca.
Hora de saber si estamos mirando objetivamente algo
o si nos negamos a ver algo que nos resulta hiriente
y doloroso. Hora de replantearse qué me dice este
síntoma sobre mi forma de mirar, juzgar o soportar
situaciones que afectan a mi vida o a la de las
personas que más quiero.