miércoles, 16 de septiembre de 2015

ZAFIRO, La Gema de Septiembre

El Zafiro es tan requerido en Joyería como en la industria ya que
 después del Diamante es el mineral más duro y funciona como 
elemento piezoeléctrico. Tanto su vibración como su destello
ejercen una poderosa influencia sobre nuestra conciencia.
El más conocido es el Azul, aunque los hay negros, verdes,
amarillos, violetas, etc.


Personalmente amo a las gemas en su estado natural
pero al pulirlas la luz pasa a través de ella creando
rayos, en el caso del Zafiro es el Rayo Indigo.

El nos da acceso a otro plano que conecta la mente
y el espíritu con las energías del Cosmos.
Si tenemos la fortuna de contar con un Zafiro
podemos tomar de él la energía en estos casos.

BONDADES DEL ZAFIRO

Muchos estudiosos le conceden al Zafiro un plus de 
Protección Divina, siendo una gema muy buscada por
viajeros y comerciantes para sortear los peligros y llegar
a salvo. Aleja la acechanzas de viejos enemigos.

Aclara estados de confusión y ayuda a emprender metas
y objetivos nuevos porque disipa la duda y el temor.


Nos ayuda a elevar nuestro espíritu aliviando todo
sufrimiento emocional. Ayuda a tener fe en nuestros
proyectos, deseos y decisiones.

Colocado sobre el Chakra de la garganta nos ayuda
a expresar aquello que por temor hemos callado.

Nos da coraje, valor e impulsa toda acción nueva.

Es la Piedra de la Verdad o del Autoconocimiento.

Expande el entendimiento ayudando a desbloquearnos.

En el Plexo Solar, calma ansiedades y temores viejos.

Crea una atmósfera de serenidad que nos ayudará a 
afrontar situaciones temidas u hostiles.

Eleva la conciencia, la fuerza de voluntad y la
autoconfianza.


Antiguamente se creía que ayudaba a abrir otros
canales facilitando la clarividencia.

RECARGARLA con luz de Luna, Tierra o Amatistas. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario