sábado, 9 de mayo de 2015

SAN ALBERTO MAGNO y los MINERALES

Alberto de Bollstädt,  de condición noble tal vez  haya nacido entre los 
años 1194 o 1206 en Suavia o Baviera se calcula que su muerte acaeció a la 
avanzada edad de 75 u 84 años, un 15 de noviembre, tal cual lo predijo.  
 Pese a ser hijo de un Conde alemán, elige el camino de la Fe y recibe el hábito 
 de Santo Domingo en Padua. Desde los 16 años ingresa en la Universidad y
se aboca al estudio y a la enseñanza con tanto éxito que en su paso por París
llega a utilizar las plazas públicas como aulas, por la cantidad de alumnos
que lo seguían y coronaban sus clases con aplausos, debe haber sido 
además de carismático un apasionado hombre de ciencias.. Uno de sus 
alumnos más notables fue Santo Tomás de Aquino. 


Una grandeza de Alberto MAGNO es haber elegido el camino más difícil y
 poseer una mente extraordinariamente abierta, pese a ser miembro de la Iglesia. 
Llegó a sostener con fundamentos que la TIERRA ERA REDONDA. Fue un 
acérrimo defensor de la obra de Santo Tomás de Aquino, cuando esta fue 
duramente criticada. Muchos consideraron a Alberto un Mago, Hechicero o 
Alquimista y tal vez sea cierto. Una leyenda circulaba en su tiempo 
asegurando que tenía una suerte de "autómata" capaz de deambular,
 incluso de hablar algunas palabras

ALBERTO MAGNO, fue místico, teólogo, filósofo, 
alquimista, médico, naturalista, botánico, geómetra, zoólogo, 
músico, físico, meteorólogo, exégeta y geólogo.
Y sobre todo un hombre dedicado a conocer y
mejorar la vida humana, vegetal y animal.


Su conocimiento hizo que sus alumnos lo llamaran
MAGNO o DR. UNIVERSALIS.


 CREADOR DE LA PALABRA MINERAL


Este término proviene de su obra De Mineralibus
y lo acuñó San Alberto en su tratado sobre unos 95 minerales.
Desgraciadamente el compendio de su obra que abarca decenas de 
volúmenes, nos llega fragmentado, pero él fue un apasionado estudioso de
los minerales y sus poderes. 

ALBERTO MAGNO Y EL PODER DE LAS GEMAS

AGATA 
 Forma un escudo y hace invencible a la persona que la lleva
AGUAMARINA
Da valor al portador y hace perder el miedo al enemigo
BERILO
Esta gema infunde temor a cualquier adversario
ONICE
Llevado en el anillo o colgado del cuello, produce depresión y avaricia
OPALO
Ofusca la vista, con una fórmula hace invisible a quien la lleve
TOPACIO
Echando un topacio en el agua hirviendo, puede tocarla sin quemarse


ALBERTO MAGNO sentó las bases de las Ciencias Naturales y uno
de sus mayores aportes es el de haber sido un gran estudioso, que no se
quedó en las limitaciones de la teoría, también fue un gran empírico,
que pudo sortear infinidad de dificultades y limitaciones.
Bien vale la pena recordar la grandeza de este hombre apasionado por
el conocimiento y por su generosidad de transmitirlo. Otra de sus
cualidades fueron la de renunciar a cargos y recibir honores,
buscando siempre el camino de los claustros y la enseñanza.

SAN ALBERTO MAGNO 
es recordado cada 15 de noviembre
como el Patrono de los NATURALISTAS. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario