viernes, 29 de mayo de 2015

NO PERDER LA FE

No hay Creencias correctas o incorrectas, solo hay Creencias, Fe, algo que más 
allá de las circunstancias de esta vida nos sostiene en una ilusión trascendente. 
Viktor Frankl en su obra "El hombre en busca de sentido" hace una cronología 
diaria de su experiencia como prisionero durante la Alemania nazi y nos
deja un visión hasta ahora desconocida acerca de la naturaleza humana
llevada a situaciones límites.

Como Médico Psiquiatra, Neurocirujano y un investigador incansable de
las cuestiones humanas, crea una método muy eficaz para el abordaje
de casos en extremo difíciles conocido como LOGOTERAPIA.

Solía repetir una frase de Nietzche muy simple pero profunda

" Quien tiene un porqué para vivir, puede soportar casi, cualquier cómo"

Muchas de las experiencias que el vive durante su cautiverio
le hacen replantearse todo lo aprendido sobre la fisiología, la 
psicología, los valores y todo lo inherente a lo "humano"

En un Capítulo narra los signos visibles y las consecuencias de 
haber perdido la FE en un mañana


El prisionero que perdía la fe en el futuro

El prisionero que perdía la fe en el futuro, estaba condenado. Con la pérdida
de la fe en el futuro perdía asimismo su sostén espiritual, se abandonaba y
decaía y se convertía en el sujeto de aniquilamiento físico y mental. 
Por regla general, esto se producía de pronto, en forma de crisis, cuyos
síntomas eran familiares al recluso con experiencia en el campo.

Todos temíamos ese momento no ya por nosotros, lo que no 
hubiera tenido importancia, sino por nuestros amigos.

Solía comenzar cuando una mañana el prisionero se negaba a vestirse
y a lavarse o a salir fuera del barracón. Ni las súplicas ni los golpes,
ni las amenazas surtían efecto. Se limitaba a quedarse ahí, sin apenas
moverse. Si la crisis desembocaba en enfermedad, se oponía a que lo
llevaran a la enfermería o hacer cualquier cosa por ayudarle.

Sencillamente se entregaba. 

Y allí se quedaba tendido sobre sus propios excrementos 
sin importarle nada. 


Los que conocen la estrecha relación que existe entre el estado de 
ánimo de una persona -su valor, sus esperanzas, o la falta de ambos-
y la capacidad de su cuerpo para permanecer INMUNE, saben
también que si repentinamente se pierde la esperanza, esto puede
ocasionarle la muerte....pierden la resistencia contra cualquier
enfermedad y mueren.

"..Mientras haya un PORQUE para VIVIR
se podrá lidiar o mejorar cualquier COMO...."


Del Hombre en Busca de Sentido
VIKTOR E. FRANKL.





No hay comentarios:

Publicar un comentario