sábado, 30 de enero de 2016

TE SOÑE

Te soñé, en realidad no una, sino varias veces.
Pero fue durante esos días en los que (según dicen) el alma migra
hacia otro plano de existencia, algo así como un período de
40 días, mas o menos.  La escena se desarrollaba
en dos planos también.

En este sueño, el día era hermoso como se ve en la foto
y yo caminaba descalza sobre la ruta, no estaba sola.
Podría tratarse de un paisaje parecido a este y 
durante un amanecer o en un ocaso.


Caminaba de buen humor y aunque nadie se veía
en este plano físico, conmigo había otras personas
más. Unos metros hacia abajo, estabas vos, era una especie 
de valle y alcancé a verte de espaldas pero te reconocí.


 ¡ Eras vos!  con una guitarra criolla cruzada al hombro,
eras muy joven y tenías esos pelos hermosos y alborotados.
Tu andar era ligero, sé que estabas feliz y entusiasmado,
tal vez ibas canturreando algo y pisaste una rama, entonces te vi.

Tal vez vestías de jean y una camperita, la funda de la guitarra
era negra y matelasseada, ibas descalzo, como yo.

Cuando te ví, pegué un salto, mi corazón se agitó, me reí
empecé a hacer algunas señales con los brazos, quise
gritar tu nombre, pero no pude. (las palabras
se atoraban por la emoción de verte bien). 

Vos detuviste tus pasos y me miraste extrañado, 
sin comprender, entonces entendí, que todo era un inicio.

. . .Nuevas chances una vuelta más entera.... . 


Cuando recuperé mi voz, otra voz (la de un hombre)
me dijo clara y serenamente

- NO LE DIGAS



Entonces el tiempo se detuvo en tu mirada,
esperaste en silencio, durante algunos segundos, sonreíste,
tu expresión era inocente, vacilé, pero supe que tenía que seguir 
el camino sin decirte nada, ni siquiera tu nombre.

(Tal vez no lo sabías)


Deseo con todo mi corazón que este sueño tibio
hoy lanzado al universo, haya sido real. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario