miércoles, 8 de junio de 2016

"...Donde Beremiz diserta sobre las formas geométricas...."

La Geometría, repito, existe en todas partes: en el disco solar,
en las hojas, en el Arco Iris, en la mariposa, en el diamante, en la
Estrella de Mar y hasta en un diminuto grano de arena. Hay, en fin
una infinita variedad de formas geométricas extendidas por la 
Naturaleza. Un cuervo que vuela lentamente por el Cielo describe


con la mancha negra de su cuerpo figuras admirables. La sangre que
circula por las venas del camello no escapa tampoco a los rigurosos
principios geométricos, ya que sus glóbulos presentan la singuralidad
única entre los mamíferos de tener forma elíptica; la piedra que
se tira al chacal inoportuno dibuja en el aire una curva perfecta,


denominada parábola; la abeja construye sus panales
con la forma de prismas hexagonales y adopta esta forma
geométrica, creo yo, para obtener su casa con la mayor
economía posible de material.

La Geometría existe, como dijo el filósofo en todas partes.

Es preciso, sin embargo, tener ojos para verla, inteligencia
para comprenderla y alma para admirarla....

El rudo beduino ve las formas geométricas, pero no las entiende;
el zunita las entiende, pero no las admira; el artista, ve a la
perfección las figuras, comprende la BELLEZA y admira el 
ORDEN y la ARMONIA. 

Dios fue el GRAN GEOMETRA. 

GEOMETRIZO EL CIELO Y LA TIERRA


Extraído del CAP VIIi del HOMBRE que CALCULABA
de Malba Tahan



No hay comentarios:

Publicar un comentario